MES DE DICIEMBRE

MES DE DICIEMBRE

ME ACOMPAÑAN

domingo, 26 de enero de 2014

L´OFRENA-LA OFRENDA


DE ESTE LIBRITO QUE GUARDO DE CUANDO ERA PEQUEÑA, HE ESCANEADO Y TRADUCIDO LA SIGUIENTE HISTORIETA EJEMPLAR






BON DIUMENGE:
Una vegada arreglats els Posts, avui torno a posar una Historieta Exemplar del que fou gran escriptor Josep Maria Folch i Torres.
Penso que per anys que passin aquestes Historietes Exemplars, sempre conservarán uns grans valors humans.
A continuació tradueixo.
PAU I BÉ:
Desde Valencia amb carinyo

BUEN DOMINGO:
Una vez arreglado mis Posts, hoy vuelvo a poner una Historieta Ejemplar del que fue gran escritor Josep Maria Folch i Torres.
Pienso que por años que pasen, estas Historietas Ejemplares,   siempre conservarán unos grandes valores humanos.
A continuación traduzco :

LA OFRENDA

En la misma masia había dos niños alquilados, Rupit y Ferrat. Mientras el primero era delgaducho y quieto, Ferrat era gordito y forzudo como un ternero, por lo que no es necesario decir que Rupit era siempre el burro de los golpes, mientras que el otro triunfaba siempre por virtud de su fuerza.
La Joanoia, que era la hija de la masia,  le predicaba a Ferrat que no era necesario que abusase tanto de su presencia, pero el niño malo no hacía gran caso.
-Es un ñiclis-respondía, dándose importancia, y creyendo que la Joanoia lo admiraba la fuerza y corpulencia.
-Por esto mismo, tienes que tenerle más piedad, porque el no te molesta.
Ya se guardaría, porque con un empujón lo tiraría más alto que el tejado.
Nada le complacía tanta a Ferrat que la chica de la masia le hiciera hacer faenas que le lucieran, como por ejemplo, llevarle el cubo de la colada de un lado a otro de la cocina, o bien apilar los sacos de grano, cuando a ella le molestaban por alguna faena de la casa.
-¡A Rupit, querría ver aquí! -decía Ferrat, cuando hacía uno de estos servicios.
-¡Siempre estás a la que salta para hablar mal de Rupit, tú!-le respondía ella-Déjalo estar, que él bien que hace su trabajo, sin meterese en tus cosas.
-¡Su trabajo ya lo creo! .Faenas de moza: dar de comer a las aves, poner cebada a la comedora de la egua...
-Bien que ama a las bestias, mientras que  a tí, aún no te ven, ya huyen.
-Es que me tiene miedo, Joanoia. ¿Has visto la egua que hace cuando yo entro en el establo? Pue se gira la grupa y prueba de arrearme un par de coces; pero ya la domino, sabes?, cuando la monto, y por más que quiere cocear, la pongo a rollo. Ya me gustaría ver a Rupit en mi caso.
-Rupit es muy buen chico, muy habilidoso y muy trabajador-replicó Joanoia.
Ferrat dió un golpe de pié en el suelo:
Mira, no lo alabes ¿oyes?, porque cuando lo alabas aún le tengo más rabia.No sé como puedes encontrarlo como dices a Rupit ¡Si es una media cerilla! Ni sabría como hacerlo para defenderte. Ya lo veo, ya, que le tienes voluntad, y eso es lo que me da más quimera.
-Vaya, no enojes, y mira de ser más como él es, porque así también te lleve voluntad a tí

*   *    *

La noche de San Juan, se celebró en la masía con una hoguera de gran altura en medio del campo.
Ferrat hizo grandes proezas, saltándola en flameando; y como Rupit no se atrevió, el se rió tanto que el sencillo chaval, por no llorar, se apartó del lado de la algazara , escurriéndose hacía detrás de la masía.
Sentado en la barraca del pozo, estuvo un rato reflexivo. De buena pasta como era, no creáis que le duró mucho el enojo: lo que pensaba él , en aquellos momentos, era que al día siguiente era el Santo de Juanoia. 
Meditaba, pues, que presente le podría hacer, y de repente se le ocurrió convertir en jardín aquel cobijo del pozo, porque al día siguiente, cuando la Joanoia se despertase y saliera a la ventana, visese el jardín y preguntara quién lo había hecho.
No era, como se vé, una tarea corta la que Rupit se proponía llevar a término; pero como era muy trabajador, y para Joanoia, no le hacía nada pasar toda la noche trabajando, mientras los otros hacían algazara, él comenzó a trabajar la tierra.
A todo el entorno del pozo hizo un terraplén que envolvió el cortafuegos, plantando,  además lirios de los que abundaban en el lavadero y en todo el largo de los regueros.
Después, reunió todas las macetas y cajones de clavellinas de la era, al otro lado de la casa, y los enterró de manera que sólo salieran las plantas a flor de terraplén.
Aún, antes de irse a dormir, tuvo tiempo de emparrar alrededor de la ventana de la Joanoia, todo un bien de Dios de campanillas que crecían por allí en la tierra de su albitrio, y que él conduzco pared arriba con mucha traza.
Cuando la faena estuvo terminada, empezaba a clarear.Pero hay que decir qu Rupit,  a pesar del cansancio, no llegó a cerrar los ojos, tanta era la ilusión que le hacía pensar en la sorpresa agradable
que terndría la Joanoia al despertarse.
Pero, quien primero vió el jardín no fue ella, sino Ferrat, quien desde arriba del  granero donde dormía, y despertado de mañana por el repicar de las campanas, vió aquel bien de Dios de jardincillo, tan bien adobado que sólo podía ser obra de Rupit.
-No lo enciontrará poco trazudo  ella! exclamó lleno de despecho.
Poniéndose la faja deprisa, bajó al cobijo, y como si estuviera poseido, empezó a devastar la obra del buen muchacho, hasta que no dejó rastro.
-El lo hacía porque era el Santo de ella. Pues, ahora no le podrá hacer presente nada, mientras que yo...ahora lo veréis.
Contó el dinero que llevaba anudado en un paño de pañuelo, después entró al establo y ensilló la egua. La montó de un salto, y golpeándola furiosamente con los talones en los costados, salió a todo galope hacía el pueblo. El sabía lo que le gustaban a la Joanoia los torteles, y le llevó uno.
Mientras Rupit se levantó. En la cocina se encontró con la Joanoia y le dió el "por muchos años", estrañándose de que ella no le hablara del jardín.
-¿No has salido a la ventana, hoy, Joanoia?-le preguntó.
-Si que he salido-respondió ella, pero no dijo nada más..
Entonces, con el corazón encogido, se fue hacía el cobijo, y al ver la salvaje destroza, se quedó perplejo, miedoso, tembloroso...
Las lágrimas se amontonaron en sus ojos, y para no ser pillado llorando, se alejó un trozo más allá de la masia, y tirándose por el suelo dió libertad al dolor de su alma.
De repente escuchó unos gritos escandalosos, y alzando la cabeza, vió venir con toda furia a la egua de la masia, enloquecida, medio arrastrando el cuerpo de Ferrat.
Olvidando todos sus males y todos los rencores, se plantá en medio del camino,  esperando a la egua y llamándola por su nombre.
La bestia al oir aquella dulce voz, levantó las orejas y se detuvo.
Enseguida Rupit fue a auxiliar al muchacho, que llevaba la cabeza y la cara  sangrando, y lo auxilió solicitamente.
Ferrat avergonzado, no se atrevía a hablar.
-¿Has llorado, tu ?-le preguntó finalmente, al verle los ojos humedecidos-¿Has llorado por loque te he hecho?
Y como Rupit no respondía, el herido se alzó, yendo a quitarle la montura a la egua, que  olfataba  parada el tortel que había comprado.
-¿Ves esto?- dijo Ferrat-.Pues ten,¡ ya está  en tierra!Ahora te lo pido, Rupit, amigo mío,te lo pido, písalo! Es el opresente que quería hacer a  Joanoia. Ya no se lo haré, ya que tú tampoco le podrás hacer el tuyo, que valía más... ¿No quieres pisarlo? Pues, ya lo hago yo.
Y Ferrat, con más rabia aún que cuando destrozó el jardín, malmetió sus piés en el tortel.
Entonces abrazó a Rupit, y lo besó y lo llamó hermanito mío.
-Vamos ahora a ver la joanoia, ya ya que no podemos ofrecerle ni el jardín ni el tortel, le haremos ofrenda de nuestra amistad, de nuestra hermandad, que ya no se romperá nunca más.
                                                       Barcelona 1880 -  Barcelona 1950


-IMAGEN ESCANEADA DE UN LIBRO QUE TENGO EN CASA-
PAZ Y BIEN.
Desde Valencia con cariño, Montserrat Llagostera Vilaró

22 comentarios:

  1. Hola Montserrat, hoy es un bunen domingo con esta historia tan emotiva y final maravilloso, el despliegue de fuerza si no es de corazón y con humildad de nada sirve, pues fuerza bruta y no inteligente y suave.
    Joanoia, tuvo el mejor regalo que podían ofrecerle.
    Un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ambar.
      Estos días estoty muy emotiva y cuando terminaba de traducirlo, las lágrimas ya rodaban por mis mejillas.
      Es que me ha emocionado mucho el final. Es cierto es el mejor regalo que le hayan podido dar a Joanoia su amistad. Besos, Montserrat

      Eliminar
  2. Olá, bom dia, boa tarde ou bom tudo.

    Passei cá, neste domingo, para lhe deixar o meu abraço abraçado, e lhe desejar: Saúde e Paz, o resto, vem com o Cotidiano.

    ResponderEliminar
  3. Permíteme que en esta ocasión solamente me alegre de verte aparecer por mi blog. Te echaba de menos y me alegro de que se haya resuelto el problema que tuvieras. Con tu permiso voy a editar el texto de esta semana que espero que te interese. Un beso de bienvenida

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Antonio.
      Ahora ya tendré más tiempo.
      Muchas gracias y un abrazo, Montserrat

      Eliminar
  4. Hola Montserrat, una historia ejemplar, que bien se merece reflexionar cuando no apreciamos lo más bonito que tenemos y que a veces por tonterías lo estropeamos.
    La amistad es un gran tesoro.
    Un beso de ternura para toda la familia.
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
  5. Hola sor Cecilia.
    Muchas gracias.
    Es cierto y estos dos muchchachos terminaron siendo amigos y pienso que para siempre.
    Un abrazo, Montserrat

    ResponderEliminar
  6. Ha sido un placer leer la historieta verdaderamente ejemplar.
    ¡Gracias por tu visita!.
    Feliz semana!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juolina.
      La progagonista de esta historia tiene un nombre parecido al tuyo Joanoia, cuando estaba traduciendo la historieta me acordaba de ti.
      Si supieras cuánto disfrutaba yo leyendo estas historietas.
      Un beso, Montserrat

      Eliminar
  7. Después de tanto disparate se dieron cuenta que lo mas importante para ofrecer es esa joya preciosa: la amistad.
    Seguro que la chica también disfrutó mucho con la amistad de ambos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querida amiga.
      Es cierto para la chica fue el regalo más preciado la amistad de estos dos chicos.
      Muchas gracias por tu comentario.
      Besos, Montserrat

      Eliminar
  8. Jo tinc també un germà i hi ha en la vida d'un germà que un ha de prendre la seua gelosia o la seua animadversió si vol dir-ho així com és el cas del xic del conte i fer-se'n responsable, de fet de la millor manera, fent-se veritables amics.

    Una abraçada ben amiga

    Vicent

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el conte els xiquets eren trevalladors, no germans, el que passa que al final s´estimaren com a germans ben avinguts. Això es el que val. I es que si analitsem bé la vida no val la pena tanta gelosia, si al final no som rés.
      Moltes gràcies per el teu comentari. Una abraçada, Montserrat

      Eliminar
  9. Hola Montserrat ante todo me alegro que ya tengas solucionado el tema del blog,yo tambien he podido solucionar el tema de que las fotos se me vayan al movil.
    Que te puedo decir de la amistad, que es lo más bonito que existe, hoy he podido ver en TV unos niños de 7 años,uno con leucemia y el otro que se ha rapado la cabeza para poder ser igual que su amigo enfermo.Dios quiera que su amistad siga toda la vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabes que pasó que mi hijo cuando puaso desde su móvil un video en mi cuenta de youtube, no se acordaba que había dejado mi contraseña en él. Fue borrar la contraseña del móvil y solucionado, ya no van aparara su móvi
      Muchas gracias Pakiba.
      Un abrazo, Montserratl.

      Eliminar
  10. Una historia muy hermosa Monserrat. Es cierto que el valor que posee la amistad es un compendio de todo lo hermoso que tiene la vida y que se puede llamar de otras muchas formas.
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Armando.
      Es cierto la amistad tiene un gran valor.
      Un abrazo, Montserrat

      Eliminar
  11. Una historia ejemplar, que invita a reflexionar...

    Besote guapa

    ResponderEliminar
  12. Que tendres aquestes històries d'en Folc i Torres...Gairebé m'ha fet caure una llagrimeta!
    Petonets, Montserrat.

    ResponderEliminar
  13. Hola M. Roser.
    Es que quests llibrets, a mi també m´han fan cuare de llagrimetes.
    Una abraçada, Montserrat

    ResponderEliminar